lunes, 19 de enero de 2009

ESPAÑA: Jurado popular declara culpable de asesinato al acusado del crimen de hombre transexual de Murcia


Fuente: Diario Digital Transexual (Murcia, España)
--------------------------------

Alex era un hombre transexual cuyos documentos estaban cambiados en el registro civil. Aun así hemos podido leer en medios de comunicación y agencias referirse a el como a "una transexual", compañera, novia y mujer de la victima. Algunos periodistas deberían de volver a hacer la carrera, aunque sea una de ética profesional.

El jurado se ha mostrado contrario a la concesión de cualquier medida de gracia como el indulto

Sixto Alfredo Iglesias, (fotografía superior), pasará entre 15 y 20 años entre rejas después de que fuera declarado por un jurado popular culpable del asesinato de Alex V.R., un hombre transexual de 39 años, en junio de 2007 en la pedanía murciana de Algezares. El Tribunal no ha concedido atenuante alguno al acusado, pese a que la defensa solicitó que se tuviese en cuenta que padece desde hace años varios trastornos psiquiátricos -crisis conversivas, sociopatía...- y que actuó movido por un arrebato pasional. Tampoco ha querido el jurado concederle un indulto al imputado. Ahora es la magistrada, María Jover, quien debe determinar en las próximas semanas la pena concreta.

Un jurado popular ha declarado culpable de un delito de asesinato a Sixto Alfredo I.R., a quien se juzgaba desde el pasado martes en la Audiencia Provincial de Murcia, acusado de la muerte a puñaladas de un hombre transexual en junio de 2007 en la pedanía murciana de Algezares.

Para los integrantes del jurado, Sixto Alfredo I.R. dio a muerte a A.V., compañero sentimental de una amiga suya, en una nave abandonada ubicada en Algezares, a la que acudió provisto de un cuchillo de cocina de grandes dimensiones con el que le produjo diversas heridas en el cuello y en el tórax.

Fuentes judiciales informaron de que el veredicto, en contra de lo que solicitaba la defensa, determina que el acusado actuó plenamente consciente de lo que hacía, por lo que no se le deben aplicar las atenuantes de trastorno mental y arrebato u obcecación.

El jurado se ha mostrado contrario a la concesión de cualquier medida de gracia como el indulto.

El veredicto del jurado considera probado que Sixto se trasladó el día de los hechos a una nave abandonada de Algezares donde la víctima residía con su novia, una portuguesa ex pareja del acusado. Armado con un cuchillo, Sixto se adentró en la nave y tras sorprender a la pareja en situación íntima acuchilló a Alex hasta la muerte. Hasta doce puñaladas encontraron las forenses en el cuerpo de la víctima.

Tras cometer el crimen Sixto huyó de la zona en su bicicleta y, al llegar a Murcia, se paró en el río a lavarse de sangre las zapatillas y a deshacerse de sus calcetines. Posteriormente, fue a su casa y metió la ropa ensangrentada en la lavadora. Sixto trató de deshacerse de las pruebas que le vinculaban al asesinato.

Sin embargo, el acusado había dejado en la escena del crimen a una testigo esencial. La novia de la fallecida, que había residido incluso con el acusado, le ofreció a la Policía todos los datos precisos para cercar a Sixto. Horas después, éste era detenido en su domicilio de Murcia y confesaba el crimen.

Durante el juicio, el fiscal solicitó 17 años de prisión para Sixto, mientras que la defensa pedía cinco años para su cliente por un delito de homicidio con dos atenuantes y la acusación particular solicitó 20 años. La acusación particular, por su parte, exigió que se le aplique el máximo, veinte años. El letrado de la familia, Luis de Ayala, expresó ayer su satisfacción por el veredicto del jurado. «La familia está muy contenta. Hoy he hablado con su madre y me ha dicho que esta condena hace justicia, aunque no le devolverá a Alex».

Tras el veredicto de culpabilidad por asesinato, será ahora la magistrada presidenta, María Jóver, la encargada de redactar la sentencia y de fijar la pena correspondiente.

Las forenses afirman que el autor del crimen de Algezares era «consciente de lo que hacía»

«Yo no estoy bien, fue algo inconsciente y no tendría que estar como estoy», alega (*1)

Diario Verdad-. Hoy concluye una larga espera. Un jurado popular emitirá a lo largo de esta jornada un veredicto para Sixto Alfredo Iglesias, el acusado de asesinar a cuchilladas en junio de 2007 a Alex V.R., una transexual alicantina. Este varón, envejecido a sus 59 años, aprovechó ayer sus últimas palabras ante el tribunal para defender su inimputabilidad. «Yo no estoy muy bien, fue algo inconsciente», balbuceó llorando, «no sabía lo que hacía y no debería estar como estoy».

Las palabras de Sixto, sin embargo, no coinciden con la versión de las forenses que sostienen que el acusado «no sufre ningún tipo de enfermedad mental que le impida saber lo que estaba haciendo». Tanto es así, que la prueba forense ha determinado que Sixto era «plenamente consciente de lo que hacía en todo momento».

Las enfermedades psiquiátricas que el acusado padece -crisis conversivas, sociopatía...- han sido presentadas por la defensa como un posible atenuante, unido al arrebato pasional que le llevó a cometer este crimen. Los representantes del Ministerio Fiscal y la acusación particular no están, sin embargo, muy de acuerdo con este planteamiento. «Hay que ser justos con Alex que murió a causa de las puñaladas de este señor», explicó el fiscal, «y ser justos es darle a cada uno lo que se merece».

Ambos han pedido, además, que se tenga en cuenta que la víctima estaba ebria en el momento de su asesinato, con un nivel de alcohol en sangre de 1,07 miligramos de alcohol por litro de aire espirado.
------------------------
Trans_Bitacora: (*1) Una persona que es capaz de reconocer que no era consciente, es porque es consciente de lo que hacía, sino, no es consciente de lo que dice.

1 comentario:

  1. No me había enterado de este crimen espantoso; se ve que a los medios no les importa mucho. Me entristece y asusta enterarme de este asesinato, pero qué bien que se haya hecho justicia.

    ResponderEliminar

Trans_Bitacora - Diario de Información Digital Movimiento TLGB, no se hace responsable de los comentarios vertidos en el mismo