miércoles, 23 de enero de 2008

Juzgan por amenazas al hombre que presuntamente degolló a una mujer transexual

Fuente: La Verdad-. (Murcia, España)
-----------------------------------------------

Sixto Alfredo I.R., (fotografía derecha) que está acusado de matar a la pareja de su ex mujer tras pillarlas practicando sexo, arrastra un amplio historial delictivo

Sixto Alfredo apenas consigue mantenerse en pie, escoltado por dos vigilantes, en su camino hacia la sala. Sobre un bastón apoya el peso de su retorcido y maltrecho cuerpo, que no para de temblar. Avanza a un paso muy lento. Una vejez temprana se ha abierto paso a lo largo de sus piernas y, desde allí, asciende al resto del cuerpo, donde ya campa a sus anchas.

Esa boca desdentada y ese pelo grisáceo, no obstante, parecen esconder más de un secreto. A sus 58 años, Sixto Alfredo I.R. ya arrastra casi una treintena de detenciones, la última de ellas por homicidio. Él es el hombre que presuntamente asesinó a una transexual, A.U.R. (Trans_Bitacora se reserva el total derecho a no mostrar el nombre total de la víctima, así como su nombre psicosocial), el 30 de junio del pasado año en Algezares.

«Yo grité a los cuatro vientos que él era un asesino en potencia y que tenía cuchillos de grandes dimensiones en su casa», asegura su antigua vecina Manuela. Sixto Alfredo acudió ayer al juzgado de instrucción número 4 de Murcia para hacer frente a un delito de quebrantamiento de condena y amenazas cometido contra esta mujer y su hijo, de 9 años de edad.

«Voy a degollaros a tí, a tu madre y a tu hermano». Este exabrupto desgarrador fue el que escuchó Manuela la tarde del 21 de marzo del pasado año desde la azotea de su casa, donde se encontraba tendiendo. Sixto Alfredo, quebrantando la orden de alejamiento que a raiz de otros episodios similares guardaba con la familia, agarraba el brazo de su hijo pequeño, con un cuchillo en la mano. «Él no paraba de chillar como un loco y yo sólo quería tirarme», recuerda la fémina sollozando.

La defensa que Sixto utilizó ante la juez fue repetir que no recordaba nada, a la vez que afirmaba que, a menudo, sufre crisis epilépticas y pérdidas de memoria. «Se me fue la cabeza», (*1) balbuceó a duras penas.

La pesadilla que Manuela y su familia aseguran haber vivido mientras vivían en el mismo edificio que este hombre, en el barrio de La Fama, en Murcia, no concluye con este episodio. Anteriormente, el varón ya había agredido físicamente a la mujer y a sus dos hijos e incluso llegó a romper la puerta blindada del hogar de ésta. Una hazaña que resulta increible observando la degradación física del acusado.
«Yo me creí el cuento de que él estaba enfermo y, tal y como me pidió Cáritas, accedí a cuidar de él, incluso bañándolo yo misma», explica Manuela, «sin embargo, él era terriblemente agresivo y siempre me decía que o era para él o no sería para nadie».

Los celos, el móvil

Los celos son el móvil que presuntamente condujo a Sixto Alfredo a acercarse en la noche del 30 de junio del pasado año a una nave abandonada de Algezares. Al sorprender a su ex mujer manteniendo relaciones sexuales con otra mujer, éste supuestamente agredió con un cuchillo a ésta, A.V.R., transexual de 40 años de edad. La víctima falleció en el lugar a consecuencia de las brutales heridas sufridas en el cuello. Cuando la Policía, alertada por la ex mujer del presunto agresor, llegó al lugar ya sólo encontró un cadáver, desnudo de cintura para arriba y totalmente ensangrentado.

Sixto Alfredo, que ya había huido del lugar en una bicicleta, fue detenido poco después y ingresó en prisión preventiva. «Yo lo conocía y sabía que acabaría con la vida de alguien», señala Manuela, «pero siempre pensé que sería con la mía».

---------------------------------

Nota personal:

(*1) "«Se me fue la cabeza»" ....Y una mierda Sr. mío!!!


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Trans_Bitacora - Diario de Información Digital Movimiento TLGB, no se hace responsable de los comentarios vertidos en el mismo